COOKIES: Usamos cookies propias y de terceros para ofrecerle la mejor experiencia en nuestra web, elaborar estadísticas y mostrar publicidad. Si sigue navegando, consideramos que acepta su uso y nuestra Política de Cookies. ACEPTAR
Publicidad

Complicada segunda etapa en el Rally Dakar 2020

Cambios en la general en una etapa difícil

Rally Dakar 2020 - Etapa 2. Foto: A.S.O/DPPI/E.Vargiolu
Rally Dakar 2020 - Etapa 2. Foto: A.S.O/DPPI/E.Vargiolu
Los pilotos del Dakar no se han alejado mucho de la playa en la etapa de hoy, pero tampoco han rodado mucho sobre arena entre Al-Wajh y Neom, avanzando siempre en paralelo al mar Rojo. En su trayecto hacia el norte del país, han ido cruzando un valle tras otro teniendo que tomar decisiones de navegación constantes que han supuesto quebraderos de cabeza incluso para tripulaciones tan experimentadas como la de Carlos Sainz y Lucas Cruz. Al aventurarse en un tramo semimontañoso en la segunda parte de la especial, apenas han tenido tiempo de echar una mirada al Jabal Dabbagh, concentrados como estaban en unos sectores pedregosos que ponían en peligro a los neumáticos y, lo que es más grave, a la propia mecánica de los vehículos. En Toyota, Nasser Al-Attiyah ha sufrido, pero ha salido airoso. Fernando Alonso lo ha pagado caro.

Ross Branch ya dio algún golpe de efecto en su primer Dakar en 2019, pero hoy se ha alzado con su primera victoria de etapa tras superar a sus adversarios en la ruta hacia Neom. Un éxito que sabe a primero de muchos y que le ha permitido imponerse en la meta al nuevo líder de la general, Sam Sunderland. Obligado a abrir pista, Toby Price ha dejado escapar 12 minutos. Día difícil para el australiano, que contrasta con el de Ignacio Casale en quads y su segunda victoria consecutiva con una comodidad pasmosa. En la etapa de coches ha habido más movimiento para los pesos pesados de la categoría y los problemas de navegación les han robado mucho tiempo a Nasser Al-Attiyah, a Carlos Sainz y, sobre todo, a Stéphane Peterhansel, lo que ha propiciado que el sudafricano Giniel de Villiers se convirtiese en el primer piloto en ganar especiales en los tres continentes del Dakar, por delante de un Orlando Terranova que ha aprovechado para ponerse al frente del rally. Cambio de líder también en SSV, con el ataque incontestable del vigente campeón “Chaleco” López, y en camiones, gracias a la magnífica actuación de un Siarhei Viazovich pletórico de forma y decidido a poner en tela de juicio la supremacía de Kamaz en Oriente Medio.

Es un desconocido para el gran público, pero Sheikh Khalid Al-Qassimi ya se labró un nombre con su fantástica 6ª posición en el Dakar de 2018. La llegada del prestigioso rally a Arabia Saudí, a dos pasos de su hogar, parece haberle dado alas al expiloto de WRC, que ha sabido sacar mucho partido a su Peugeot 3008 DKR de camino a Neom. Gracias a sus buenas dotes para la navegación, el representante de Abu Dabi obtiene un meritorio tercer puesto al final de la especial que le vale para encaramarse hasta la 7ª posición en la general.

Después de un comienzo más que decente y de su undécimo puesto en la primera etapa entre Jeddah y Al-Wajh, Fernando Alonso había subido el ritmo en la primera parte de la etapa, pero un choque en el kilómetro 160 y el desprendimiento de una de las ruedas de su Toyota han obligado al excampeón de Fórmula 1 a perder 2h30’ con las reparaciones. Al asturiano le ha tocado conocer de cerca la cara más cruel del Dakar.
Publicidad